La importancia de los incentivos

Los incentivos representan no solo una ventaja competitiva sino también un ahorro que impacta el margen de negocio y contribuye a viabilizar la operación de una empresa.  Normalmente, están sujetos a la creación de empleos, inversión en investigación y desarrollo (R&D, por sus siglas en inglés), inversión en maquinaria y equipo así como en gastos de promoción y otros.

La mayoria de las empresas no se aprovechan de los beneficios que otorgan los incentivos y pierden competitividad.  en estos tiempos de grandes retos y cambios, resulta clave benficiarse de los incentivos para aumentar la viabilidad y el valor de tu empresa. El Gobierno pone a disposcion de aquellas empresas que tengan actividads elegibles y que cualifiquen ayudas económicos a través de créditos que ayudan a mejorar la rentabilidad, reducir los gastos operativos y eventualmente aumentar las ganancias de la empresa.

Existen dos tipos de incentivos: contributivos y económicos. El incentivo contributivo afecta las tasas impositivas a las que la empresas está actualmente sujeta mientras que los incenivos económicos representan subsidios que reducen el gasto de nómina (reclutamiento y adiestramiento de nuevos empleos).

Entre los incentivos mas importantes se encuentran reducir las tasas contributivas del 35% al 4% por una década y obtener el 50% en créditos contra la inversión de capital en propiedad, equipo, R&D y mercadeo.  Adicionalmente, aquellas empresas que cualifiquen podrian recibir un reembolso de hasta el 100% del salario mínimo federal por 12 meses lo que representa un impacto significativo en el pago de nómina y un alivio económico directo.